Escudo de la Universidad de Guadalajara
Formulario de búsqueda

 

Mensaje de error

Notice: Undefined property: stdClass::$views_php_2 en views_php_handler_field->render() (línea 223 de /home/udg/sites/all/modules/views_php/plugins/views/views_php_handler_field.inc).

Cierran festejos del Centenario de la Toma de Guadalajara en el MUSA

Rescata el Rector General, maestro Itzcóatl Tonatiuh Bravo Padilla, la labor de Manuel M. Diéguez

“A Manuel M. Diéguez lo reconocemos como un gran promotor de reformas sociales y educativas encaminadas a alcanzar mayor igualdad y equidad social durante su mandato como jefe militar y como gobernador de Jalisco”, destacó el Rector General de la UdeG, maestro Itzcóatl Tonatiuh Bravo Padilla, al cierre de los festejos del Centenario de la Toma de Guadalajara, celebrado en el Museo de las Artes (MUSA).
 
Ante representantes del gobierno de Jalisco y el Ayuntamiento de Guadalajara, universitarios e invitados especiales, Bravo Padilla agregó que se recuerda con satisfacción que fue precisamente M. Diéguez quien, en el mismo año de 1914, en calidad de gobernador provisional y comandante militar de Jalisco, “emitió el decreto para iniciar la construcción de dos escuelas primarias, una frente a la otra, en lo que hoy es el cruce de la avenida Enrique Díaz de León y avenida Juárez”.
 
“Uno de estos edificios sería llamado ‘Reforma’, y es el mismo que actualmente alberga al paraninfo Enrique Díaz de León–Museo de las Artes de nuestra institución, donde justo nos encontramos ahora –recordó Bravo Padilla–; mientras que en el otro, denominado ‘Constitución’, hoy se localiza el edificio de la Rectoría General de nuestra Casa de Estudio. El mismo M. Diéguez promulgó el decreto de creación de la Escuela Preparatoria de Jalisco, con carácter de ‘laica, pública y gratuita’ el 10 de septiembre de 1914”.
 
El profesor investigador del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades (CUCSH), doctor Mario Alfonso Aldana Rendón, dictó la conferencia “8 de julio de 1914 y la Revolución Mexicana”, en la que reflexionó en torno al impacto que tuvo la entrada del Ejército Constitucionalista en nuestra ciudad. “Hubo un momento, entre los años 1914 y 1918, en que en Guadalajara se jugaba la Revolución. La lucha por Guadalajara se convierte en el principal combate entre M. Diéguez y las tropas villitas; pensaban que quien tuviera esta zona estratégica ganaría la lucha”.
 
Agregó que en plena Revolución la iglesia también tuvo una intervención importante, sobre todo cuando el 11 de mayo de 1911 se funda, por el miedo a la rebelión, el Partido Católico Nacional, que señalaba que del liberalismo y el socialismo se derivaban el ateísmo, las malas costumbres y el caos, por lo que el gobierno debía reconocer a Dios como el fundamento de la gobernabilidad. “En su primer discurso M. Diéguez se identifica como liberal, con el movimiento progresista, y en las misas los sacerdotes les decían a las mujeres que se iban a ir al infierno junto con sus esposos si seguían esa línea”.
 
“El decreto de Manuel M. Diéguez puso en marcha una profunda reforma educativa en Jalisco. M. Diéguez sabía que no todos comulgaban con él, y tuvo apertura para otras corrientes y opciones. Esa apertura provoca que se calmen los ánimos en Jalisco como no sucedió en otros estados. Fue el inicio al reconocimieto del que piensa diferente”, señaló Aldana Rendón.
 
A T E N T A M E N T E
“Piensa y Trabaja”
“Año del Centenario de la Escuela Preparatoria de Jalisco”
Guadalajara, Jal., 10 de julio 2014

 
Texto: Juan Carrillo
Fotografía: Adriana González

Compartir en Google Plus